Blog de Carlos Llano

La ética es cuestión de práctica

[fa icon="calendar"] 06-jul-2017 6:00:00 / por Carlos Llano Cifuentes

La-etica-es-cuestion-de-practica.jpgTras los escándalos de Worldcom, Enron Y Parmalat, muchas empresas han descolgado de la pared sus valores éticos para volverlos a poner en práctica.

Circunscribir la ética a los negocios resulta destructivo, pues ésta se presenta en todas las actividades humanas en general. Además, existe una cierta tendencia a deformar profesionalmente el término y pensar que la ética de un médico es distinta a la que rige al hombre de negocios o al maestro; sin embargo, sus principios son iguales.

La ética es el conjunto de principios y ambientes que procuran el desarrollo del hombre en cuanto tal, considerando su potencia inteligente y cubriendo dos características fundamentales de su persona: el autodominio y el afán de trascender. El autodominio está relacionado con su libertad como individuo. Si éste viviera dominado por sus pasiones o caprichos, sería simplemente una marioneta de sus deseos.

La ética es un refuerzo de la voluntad del individuo por encima de sus tendencias superficiales y egoístas, y esto es válido para el maestro, el médico y el hombre de negocios, aunque la sociedad no mida con la misma vara la falta de ética en uno o en otro. Esto obedece a una razón histórica. Durante muchos años, los maestros, contadores y médicos estuvieron sometidos a reglas de conducta que evidenciaban si eran buenos o malos profesionistas; mientras que el trabajo en los negocios no se concibió como una profesión.

Por eso, el hombre de negocios se sintió con mayor libertad para ganar dinero, independientemente de las tácticas que utilizara con este fin. Por fortuna, tal manera de pensar está cambiando. Hoy se observa, con mayor frecuencia, que a las organizaciones ya no les basta solamente generar utilidades, sino que buscan el bienestar de la comunidad social en donde se desenvuelven. Ser un mercader que sólo persigue su propia ganancia, dijo el doctor Maximus Eusebius Hieronymus, implica no pertenecer al género humano.

Más empresas éticas

Antes, el gobierno, el Estado y la sociedad civil eran mucho más importantes que cualquier empresa. Pero hoy las compañías son vitales para el desarrollo de cualquier país y sus habitantes, y se han erigido como las columnas más sólidas de la sociedad. Por esta razón, cuando empresas representativas de la ideología capitalista contemporánea, como Enron y Parmalat, se vienen abajo por la falta de una dignidad moral, hacen que el mundo de los negocios se replantee nuevamente sus valores verdaderos.

La ética es siempre una perspectiva de largo plazo y de vida humana. Sin importar cuánto dure, la vida es el periodo más largo con que contamos. Pero, ¿qué sucede en las empresas que están regidas por Wall Street, y cuya vida se fija por trimestres? La respuesta queda de manifiesto a todas luces: tratan de cubrir el corto plazo, realizando acciones que a menudo no son éticas. Logran, sí, su objetivo, aunque olvidan que obtuvieron lo menos por lo más.

Por eso es necesario generar un cambio auténtico en las organizaciones, en el sentido de que éstas no sólo se centren exclusivamente en generar ganancias financieras.

Por fortuna, cada vez más empresarios se preocupan por el nombre de su empresa, por la categoría moral de sus empleados, por el trato hacia sus clientes y proveedores…Todo ello dentro de un marco de principios auténticamente humanos. Sin embargo, esta preocupación debe generalizarse a un mayor número de empresas, y las instituciones académicas juegan un papel importante en el desarrollo de líderes éticos.

No obstante, hay que tener en cuenta que la ética no se puede enseñar en las aulas como se enseñan las finanzas. La ética es algo interior que tiene que resonar en nuestro ser.

Esto lo decía Gregorio Magno en sus Moralia, en el sentido de que la moral y la ética se transmiten sobre todo con el ejemplo.

No basta una enseñanza sobre la ética si quien la difunde no la practica a través de sus acciones personales. Éste es un gran reto para las instituciones académicas, pues aun el programa más perfecto no funciona si lo que difunde de palabra no se pone en práctica.

Este artículo fue publicado originalmente en la revista ALTONIVEL en el mes de abril del 2004.

carlos llano ebook acciones directivas y comunicacion integral

Carlos Llano Cifuentes

Escrito por Carlos Llano Cifuentes

Carlos Llano Cifuentes, fue un filósofo, profesor y empresario mexicano. Miembro del grupo fundador del Instituto Panamericano de Alta Dirección de Empresa (IPADE) y de la Universidad Panamericana, nació en 1932 en la Ciudad de México. Doctor en Filosofía en la Universidad de Santo Tomás, en Roma, estudió Economía en la Universidad Complutense de Madrid y realizó estudios doctorales de Filosofía en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Ebook Libertad y Educación Cátedra Carlos Llano

Suscríbete a las notificaciones de este blog